Buscar
  • Carolina Rubio

Cuando te toco...


El contacto piel a piel con tu bebé en su primera hora de vida es fundamental porque los ayudará a fortalecer el vínculo entre ambos, le ayudará a regular su temperatura y respiración, le ayuda a reducir sus niveles de estrés pues se percibe en un lugar seguro, la piel y el olor de su mamá, tan conocidos durante la gestación, influirá positivamente en la lactancia materna y además, durante el resto de su vida, las caricias, los abrazos, los masajes, lo ayudarán a fortalecer el vínculo contigo.


Ya se ha comprobado que los recién nacidos que reciben frecuentemente caricias, crecen a mayor ritmo y menos estresados. Esta es la base fundamental del Método Madre Canguro. Es el poder del contacto en su máxima expresión. Darle a la piel la importancia que realmente tiene.

¿Te has puesto a pensar qué sería de ti si no tuvieras el sentido del tacto? No sentir frio, calor, no sentir texturas, temperaturas, formas, ¡tal vez hasta nos desorientaríamos! Es un sentido bastante subestimado y es quizá el más importante de todos, porque a través de este nos percibimos como individuos desde bebés. Por eso somos tan intensos al decir una y otra vez que el contacto con tu bebé es sumamente importante.


Nuestro organismo cuenta con 6 a 10 millones de sensores táctiles que recogen información del interior y del exterior del cuerpo. Según estudio conducido por Francis McGlone, los nervios que responden a las caricias, llamados fibras nerviosas táctiles (CTs), tienen un umbral perceptivo muy bajo y lento, lo cual las hace agradables y placenteras. Los CTs transmiten al sistema límbico las sensaciones de las caricias, pero también son los mismos receptores que conducen las sensaciones de dolor.


Estos receptores nos aportan información desde el inicio de nuestra vida. Si hay un fallo en los CTs durante el neurodesarrollo puede haber también un impacto negativo en el desarrollo del cerebro social y en el sentido de sí mismo. Por esto es de suma importancia que no exista déficit de caricias y contacto en la primera infancia, según investigadores.


¿Te has dado cuenta si acaricias lo suficiente a tus hijos? ¿Cuánto tiempo los dejas al cuidado de otras personas por tu trabajo? cuánto tiempo los dejas pasar frente a una pantalla para que no te molesten? los has entrenado para que duerman solos en lugar de abrazarlos hasta que se duerman? Date cuenta de que además ahora en esta contingencia pandémica, donde se está privando al ser humano de SER humano, estamos cada vez mas distantes de nuestros parientes y amigos, entre los que los abrazos están prohibidos. Para un niño es enorme la consecuencia de esto. Los adultos sabemos que esto va a pasar, pero los niños quedarán marcados por el temor al contacto. Al menos en casa tú no limites las caricias.


Y ya que estamos hablando de caricias, ¿qué tal comenzar a masajear a tu bebé? Te presentamos el masaje Shantala, el cual puedes realizar después del baño, usando un aceite vegetal (ojo, no mineral) o antes de dormirlo, o cuando lo sientas agitado e inquieto, y procura hacerlo todos los días en un lugar tranquilo, íntimo. Aprovecha y crea un momento de conexión, uno más, de los muchos que tendrás con tu bebé. Este video nos gustó mucho pues explica muy claro cómo hacerlo: Primera parte y Segunda parte

Las caricias no son solo benéficas e importantes mientras somos niños. Los adultos también experimentamos grandes beneficios:

· Reducción del estrés

· Incremento de la felicidad debido a la secreción de oxitocina

· Brinda sensación de seguridad

· Controla la presión arterial

Es importante reconocer lo vital que es una afectuosa caricia, un cálido abrazo. Precisamente por eso promovemos el porteo desde el conocimiento científico de los beneficios emocionales, físicos y en el neurodesarrollo de nuestros bebés. ¡Portea y mantén una caricia constante con tu bebé!

Fuentes:

Discriminative and Affective Touch: Sensing and Feeling, Francis McGlone, Johan Wessberg, Håkan Olausson

20 vistas

whatsapp +54 9 11 33162479

©2019 by Anidar Slings. Proudly created with Wix.com